• Inicio
  • Deportes
  • NFL
  • Quedó listo el Super Bowl XLVI: Patriotas vs Gigantes, tras gran cierre de temporada en la NFL

¡Regresa la NFL!

NFL-SUPER-BOWL

El máximo nivel deportivo del orbe, el que ofrece la NFL con todas sus estrellas, volverá a ser el espectáculo principal de otoño e invierno. Sin embargo, el paro de los dueños duró casi cinco meses y causará daños colaterales.

Por Daniel Velázquez Ramírez 

La razón principal de un paro largamente anunciado y desesperantemente negociado era la forma de repartir los 9 mil millones de dólares reportados como ganancias anuales de la NFL, además de aspectos como agencia libre, ganancias de los novatos, negociaciones con las televisoras y hasta el requerimiento de que la Asociación de Jugadores vuelva a ser reconocida oficialmente.

No fue fácil. Incluso el dueño de los Patriotas, Robert Kraft, fue considerado uno de los "héroes" de la negociación, tanto por su flexibilidad, desde el punto de vista de los jugadores, como por la pérdida de su esposa, causada por cáncer prácticamente en el momento de llegar a un acuerdo. La difunta dama impulsó a su esposo y no le permitió que dejara las negociaciones por atenderla, lo que fue reconocido en el anuncio del regreso a las actividades tanto por De Maurice Smith, representante de los jugadores y los mismos atletas del comité de negociaciones: el Presidente Kevin Mawaey, que fuera Centro de los Titanes y el liniero ofensivo de los Potros de Indianápolis, Jeff Saturday, que incluso abrazó efusivamente a Kraft en una imagen que expresó mejor que nada el significado de la reconciliación.

Kraft, que no oculta sus ambiciones políticas, comentó que el congreso estadounidense podría aprender de las negociaciones, que "fueron más difíciles que lo que ellos tienen que arreglar de la deuda interna".

Las condiciones del arreglo fueron muchas, pero destaca el porcentaje de 47 por ciento de las ganancias para los jugadores, el tope salarial por equipo de 120 millones (siete millones menos que en 2009), reducción a cuatro temporadas para poder ser agente libre, reducción de los contratos multianuales a novatos a un máximo de cuatro, menos actividades obligatorias fuera de temporada y la posibilidad de aumentar a 18 partidos de temporada regular en el 2013.

El tiempo sin trabajo obliga a marchas forzadas. Firmas inmediatas de novatos y veteranos, regreso a los entrenamientos juntos y en campos ya listos, la "locura" de la agencia libre. Será una temporada especial, donde los que se adapten más rápido deben prevalecer. Eso indica que los equipos triunfadores de los últimos tiempos, con sistemas basados en ejecución simple y poder tendrán ventaja. Los favoritos son los Empacadores de Green Bay, actuales campeones, pero el sueño de las dinastías se cumple cada vez menos. Los Patriotas acaban de agregar al talentoso receptor Chad Ochocinco y lucen muy poderosos en la Conferencia Americana, por lo que podrían encontrar a los Queseros en el Súper Bowl XLVI a celebrarse en Indianápolis. Por lo pronto, es hora de revisar lo que cada temporada prepara el máximo espectáculo, como el draft, la agencia libre y toda la estructura de la liga más productiva y competitiva del planeta.

Draft

chad-ochocinco.a-patriotasLa selección de los mejores jugadores colegiales para ingresar al futbol americano profesional en este 2011 fue un espectáculo formidable, aunque todavía incompleto en ese momento, por la falta de contratos debido al paro.

El proceso de selección de jugadores colegiales para los equipos profesionales en la NFL, el Draft, se inició en 1936 y ha pretendido mantener paridad entre los equipos participantes, permitiendo que los cuadros con peores marcas en la temporada escojan primero y, por tanto, a los mejores jugadores que egresan de la NCAA (colegial). En la actualidad, es un espectáculo de tres días con cobertura televisiva de tres cadenas en vivo y transmisión a todo el mundo, además de eventos previos, análisis, predicciones y demás.

El evento se realiza a todo lujo. Se invita a los principales prospectos, aunque algunos prefieren no tener la presión extra de ser enfocados cada que se realiza una selección. Además de los representantes de los equipos, las autoridades de la liga e invitados de lujo, acuden representantes de muchos medios de comunicación masiva y hay una zona para el público, que puede acudir en forma gratuita, solo tiene que formarse desde temprano para recibir el ansiado acceso. Todo el primer día se dedica a la glamorosa Primera Ronda, la de los nuevos millonarios, donde el esquema indica que 32 equipos escogen a los 32 mejores jugadores colegiales. Cada equipo puede utilizar hasta 10 minutos para anunciar su selección o pierde su turno, algo que increíblemente ya les pasó alguna vez a los Vikingos, aunque fuera en una cuarta ronda.

El escenario es impresionante. De 1995 al 2004 se utilizó el Madison Square Garden, luego fue un año en el Javis Convention Center y desde el 2006 se engalana el Radio City Music Hall. La de 2011 fue la edición número 76 y estuvo cerca de ser pospuesta por el paro laboral de los dueños de equipo. Se espera que la primera selección, Cam Newton, el mariscal de campo de los campeones de la Universidad de Auburn (que alguna vez, en los años 70, inspiraron en colores y sistema a los Vietnamitas de la Prepa 9 de nuestro futbol americano), recibiría un contrato por 50 millones de dólares para jugar seis temporadas, que ahora solo podrán ser cuatro con opción a una más, mientras que las selecciones posteriores en la primera ronda irían firmando contratos menores en 2.5 millones por cada selección.

Las rondas posteriores, segunda, tercera y cuarta en el segundo día, se deben realizar en plazos de 7 minutos, mientras las tres últimas, en el tercer día, tienen lapsos de 5 minutos.

Al último jugador electo se le denomina Mister Irrelevant, término que se originó en 1976 cuando Paul Salata, de Newport Beach, California, tuvo ese extraño honor y sus paisanos le ofrecieron una fabulosa fiesta, parodia de la que se le hace a la primera selección. Este año, el seleccionado número 254 fue Cheta Ozougwu, Ala Defensiva de la Universidad de Rice, que será contratado por Houston, presumiblemente por el sueldo mínimo que puede recibir un novato: 350 mil dólares anuales. Eso si no es cortado antes de iniciar la temporada y solo se lleva bonos de rendimiento más un cheque básico por su selección (nada mal para ser irrelevante).

La maquinaria está en marcha, hay mucho que comparar, especialmente porque el nuevo acuerdo laboral tiene validez por 10 años. ¿Se afectará el nivel de juego? ¿Veremos más o menos lesiones? La fiebre de contrataciones debe terminar la próxima semana, lo que permitirá tener una mejor visión de los equipos.

Imprimir Correo electrónico

Give your website a premium touchup with these free WordPress themes using responsive design, seo friendly designs www.bigtheme.net/wordpress